BEE GEES – PARTE III (UNIVERSO BEE GEES)


Bee_Gees-Greatest-Frontal

Hola Graminoleños.

Hoy rematamos la faena y acabamos con la historia de los Bee Gees. Ahora Cristina tendrá todos los datos para darnos su veredicto. Esperemos que sea favorable. Allá vamos.

El capítulo de hoy lo vamos a dedicar a la música de los hermanos Gibb fuera de los Bee Gees. Por aquí irán pasando aquellas canciones que fueron éxitos rotundos pero en voces de otros artistas, a sus breves carreras en solitario y al legado musical del que pudo ser cuarto componente de la familia en el grupo, el malogrado Andy.

Es curioso que en un grupo tan grande como fueron Bee Gees, las carreras en solitario de sus componentes fueran breves, no tan exitosas y, en el caso de Maurice, inexistentes. Aún así hay un puñado de canciones tanto en el caso de Barry como en el de Robin que son dignas de ser destacadas. Empezaremos con éste último.

Robin Gibb sería el más activo en su carrera como solista. Como ya conté en el primer capítulo, en el año 1970 su enfrentamiento con Barry por ser el líder del grupo provocó su salida temporal y la publicación de un trabajo en solitario titulado “Robin’s Reign”.

El disco supuso una sorpresa en el panorama musical del momento y tuvo bastante éxito, sobre todo gracias al tema escogido como single, “Saved By The Bell”, una canción muy del estilo que Bee Gees estaban haciendo por aquella época.

Habría que esperar hasta principios de los ochenta para poder paladear nueva música en solitario de Robin. Entre los años 1983 y 1985 publicaría tres discos, de éxito bastante desigual, aprovechando algunos parones en la actividad de Bee Gees. Era la época del tecno-pop y Robin se uniría a esa causa.

En el año 1983 publicaría el álbum “How Old Are You?” que sería un éxito rotundo sobre todo en Europa y que contenía una canción emblemática para su carrera. Copiando el famoso falsete de su hermano Barry, Robin llegaría al número uno en solitario que el tema “Juliet”.

Con el éxito conseguido con este disco y, sobre todo, con su querida “Juliet”, se especuló mucho sobre una nueva salida de Robin del grupo, pero él inmediatamente acallaría los rumores, ambas carreras eran totalmente compatibles. Lo cierto es que el éxito en solitario iría a menos con sus dos siguientes discos.

Tan sólo un año después lo volvería a intentar con un nuevo disco, “Secret Agent”, con un sonido muy en la línea del anterior, pero no alcanzaría el mismo éxito. Sus ventas fueron menores y únicamente el tema “Boys Do Fall In Love”, llegaría a acercarse a los primeros puestos de las listas.

En el año 1985 llegaría un nuevo trabajo para Robin, intentando remontar el pequeño retroceso producido con el anterior, pero el resultado no sería el esperado. Por aquel entonces ya estaba en marcha también un nuevo disco con sus hermanos “E.S.P.” y daba la impresión de que el disco fue terminado con muchas prisas, pasando totalmente de puntillas.

El único single que se extraería de este disco sería “Like A Fool”.

Enfrascado totalmente con su carrera en Bee Gees, hasta el año 2002 no llegaría el último trabajo que publicaría en solitario. Un disco con canciones mucho más suaves y románticas, lleno de baladas y medios tiempos entre las que destaca este precioso tema titulado “Please”.

Como ya digo, Maurice sería el único de los tres hermanos que nunca intentaría trabajar en solitario, algo que sí haría Barry, aunque con menos intensidad que Robin. Estaba claro que para el mayor de los Gibb la prioridad absoluta era Bee Gees.

La primera incursión de Barry fuera del trío se produciría en el año 1980 en una colaboración con una de las grandes divas norteamericanas, Barbra Streissand. Ese año Barbra pubicó su disco “Guilty” y la canción que le daba título no era más que un dueto con Barry que sería un éxito rotundo.

En la misma época en la que Robin publicó sus discos como solista, Barry intentaría quitarse el gusanillo publicando el que sería único trabajo con temas nuevos al margen de Bee Gees. Sería en el año 1984 y llevaría el título de “Now Voyager”. No llegaría al éxito de su hermano pero su tema “Shine Shine” si que alcanzaría popularidad.

Como puede verse, sus carreras en solitario no llegaron a acercarse lo más mínimo a su éxito juntos, pero lo que si sería digno de reseñar son sus trabajos para otros artistas. Hay un buen puñado de canciones compuestas por los tres hermanos Gibb que se convirtieron en grandísimos éxitos en las voces de grandísimos artistas. Os muestro a continuación algunos ejemplos.

Las primeras muestras podemos contemplarlas en la banda sonora de “Saturday Night Fever”. Allí hay dos temas compuestos e interpretados por Bee Gees pero que alcanzaron éxito mundial en las voces de otros artistas. Era fácil, simplemente había que elegir bien a los intérpretes y ellos eligieron bastante bien.

Uno de esos temas sería “More Than A Woman”, que interpretado por el grupo Tavares se convertiría en una de las canciones más bailadas de esa época.

El otro ejemplo llega de la mano de la cantante Yvonne Elliman, que llevaría al número uno la canción compuesta por los hermanos Gibb para la banda sonora de la película, titulada “If I Can’t Have You”. Sonido disco total.

En el primer capítulo dedicado a Bee Gees os hablaba de uno de sus primeros éxitos que en el futuro sería versionado por distintos artistas. Me refiero a “To Love Somebody”, que ya de por sí es una espectacular canción, pero con las versiones realizadas con posterioridad se haría todavía más grande.

La versión que protagonizaron, por ejemplo, Eric Burdon & The Animals es espectacular, pero yo me quedo con la de Michael Bolton haciendo gala de su tremenda voz en directo. Los pelos como escarpias.

Además, estoy seguro de que muchos de vosotros desconoceréis que algunas canciones que son emblemáticas en las carreras de otros artistas realmente eran temas originarios de Bee Gees. Os voy a poner dos ejemplos.

Dos estrellas del country como son Dolly Parton y Kenny Rogers han publicado en muchas ocasiones canciones interpretadas a dúo, obteniendo muy buenos resultados. Una de esas canciones es “Islands In The Stream”. Pues bien, esa canción está compuesta por Barry, Robin y Maurice. Una joya.

Pero el caso más significativo viene de la mano de otra gran artista como es Dionne Warwick, la tía de Withney Houston, una artista que ya por sí misma es grande entre los grandes. Pues bien, su tema más conocido y, además, su tema de mayor éxito a nivel mundial es sin lugar a dudas “Heartbreaker”, otro producto made in Bee Gees.

Por otra parte, hablar de Bee Gees y no ahondar en la figura de su hermano pequeño Andy sería injusto, porque la colaboracíón entre él y sus tres hermanos fue total desde el principio. Lamentablemente los malos hábitos de Andy le llevaría a morir muy joven sin poder ver realizado su sueño de cantar junto a Barry, Robin y Maurice, justo cuanto más cerca lo tenía.

La carrera de Andy fue siempre muy acelerada. En tres años lograría un éxito total y absoluto con tres discos en los que la mano de sus hermanos, bien en la producción, bien en la composición del algunos temas, es evidente. El alcohol y la cocaína serían los responsables de que únicamente publicara tres discos, tras los que caería totalmente al vacío.

Sú álbum de debut llegaría en el año 1977 y llevaría el título de “Flowing Rivers”. Apoyado totalmente por sus hermanos sería un éxito rotundo llegando muy alto en las listas de éxitos y consiguiendo su primer número uno con el segundo single del disco “Love is (Thicker Than Water)”.

Es evidente que la línea que separaba la manera de interpretar y el sonido de Andy con el de Bee Gees de aquella época era bastante delgada, por lo que no es de extrañar que consiguiera triunfar nada más debutar.

Un año después, en 1978, llegaría la confirmación definitiva. Con la publicación de “Shadow Dancing”, Andy alcanzaría el número uno en las listas de Estados Unidos y el Reino Unido y no saber asimilar ese gran éxito en tan poco tiempo sería el detonante para iniciar su andadura en el oscuro mundo de las adicciones.

El tema más destacado de este disco sería “An Everlasting Love”.

En el año 1980 llegaría “After Dark”, que sería su último disco, ya que tras su publicación tocaría fondo y desaparecería totalmente de la circulación. El disco también fue un éxito rotundo y concretamente en España es el que más alto llegó y el que más vendió, gracias en gran parte a la canción “Desire” en el que sus tres hermanos le obsequian unos magníficos e inconfundibles coros.

Pero antes de desaparece totalmente nos dejaría una “rareza”. Por aquella época había iniciado un romance con la actriz Victoria Principal, muy popular por su papel en la serie televisiva “Dallas”. Como no podía ser de otra manera nos dejaría un “momento empalagaso”, con la versión que hicieron juntos de la maravillosa canción de Everly Brothers titulada “All I Have To do Is Dream”. No hay color.

Como hemos podido comprobar, el Universo Bee Gees es muy amplio, lo que les hace todavía más grandes si cabe. Pero no quiero despedir este capítulo dedicado al trío sin contaros una curiosidad.

Hay dos películas musicales que son auténticos hitos para la gente de mi generación y que fueron estrenadas con una diferencia de poco más de un año, estando ambas protagonizadas por John Travolta. Evidentemente me refiero a “Saturday Night Fever” y “Grease”.

Entre ellas hay una diferencia notable, sin embargo. “Saturday Night Fever” fue un proyecto nuevo, una película con un guión recién escrito y con una música compuesta e interpretada para la ocasión, con canciones nuevas también. “Grease”, al contrario, era una versión cinematográfica del musical que llevaba años triunfando en los escenarios de Estados Unidos, por lo que la música de la película estaba escrita previamente.

Únicamente una de las canciones de la banda sonora de “Grease” es nueva, no formaba parte del espectáculo teatral. Se trata del tema central de la película que se convertiría en un éxito rotundo en la voz de Frankie Vallie, el que fuera líder del grupo “The Four Seasons”. Pues bien, hasta aquí llegaron los téntaculos de los hermanos Gibb, ya que ese tema fue compuesto también por ellos. Sorpresa.

Y esto es todo. Han sido tres entradas dedicada a uno de los grandes grupos de la historia de la música y que para los de mi edad supongo que habrá supuesto hacer aflorar muy buenos recuerdos. Espero que Cristina haya quedado satisfecha con el trabajo realizado y permanezco a su disposición para cualquier nueva petición que quiera hacer. Bueno, tanto ella como cualquiera de vosotros, estoy abierto a vuestros deseos.

Para terminar, me uno a nuestras chicas de “Esencia de Trementina”, que nos regalan un nuevo óleo sobre lienzo de unas flores intentando llamar la atención de esa primavera que no acaba de llegar. A ver si entre todos lo conseguimos.

flores-moradas-silvia

https://esenciadetrementina.wordpress.com/

https://www.facebook.com/esenciadetrementina/

Hasta pronto Graminoleños

JUAN JOSÉ GOMARIZ

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s