MARC BOLAN – T.REX – CAPÍTULO 2 (REYES DEL GLAM)


marc-bolan-trex-t-rex-glam-classic-vintage-rock-music-photo-3

Hola Graminoleños.

Rematamos hoy la faena con el segundo capítulo dedicado a la figura de Marc Bolan o, lo que es lo mismo a T.Rex. Nos adentramos en su mejor época, en la época de su estrellato y en la que se covertirían en los auténticos reyes del glam, aunque ya os anticipo que todo acaba con un final trágico, como muchos de vosotros ya sabéis.

Tras el descomunal éxito de “Electric Warrior” había mucho interés por comprobar si su nuevo sonido iba a ser flor de un día o simplemente el comienzo. Con la publicación en el año 1972 de “The Slider” saldríamos de dudas: su reinado había comenzado.

slider

A Bolan le había costado muchísimo trabajo llegar a la cumbre y no estaba dispuesto a bajarse de ella fácilmente, por lo que con las mismas premisas mostradas en “Electric Warrior” volvería a lograr un éxito descomunal con “The Slider”, considerado por los entendidos en la materia como el mejor disco de toda su carrera.

Una vez más nos encontramos con un par de canciones que lograrían llegar al número uno y se convertirían en auténticos clásicos de T.Rex y, por consiguiente, del glam-rock. La primera de ellas sería este mágico “Metal Guru”. A mi me encanta.

Otro de los temas que se colocaría en todo lo alto de las listas de éxitos sería “Telegram Sam”, una canción que tiene una historia detrás de ella. Para componerla, Bolan se inspiraría en otro de sus números uno incluído en su anterior disco. Me explico.

Cuando T.Rex consiguió llegar  al número uno con “Get It On”, el representante del grupo le comunciaría a Bolan la magnífica noticia mediante un telegrama. Esto le llevaría a componer una canción al respecto titulada “Telegram Sam” que imitaría a la que sirvió de inspiración llegando también a la cima de las listas de éxito.

El grupo se encontraba en un momento extraordinario y seguiría creciendo en cuanto a integrantes. Dos chicas habían empezado a colaborar de manera cada vez más asidua con Bolan y los suyos realizando los coros de varias de sus canciones. Marc decidiría que había llegado el momento de que esa colaboración fuera permanente, por lo que desde ese instante no se entendería la música de T.Rex sin “The Cosmic Choir”, que así es como serían bautizadas las nuevas acompañantes.

“The Slider” contenía además una canción que alcanzaría también un gran éxito y que unos cuantos años después se convertiría en uno de los temas más populares de uno de los mejores grupos del pop español. Tranquilos, también os lo cuento.

La canción a la que me estoy refiriendo es una bonita balada titulada “Ballroms of Mars”, que años después sería adaptada por Santiago Auserón para convertirse en un gran éxito de Radio Futura bajo el título de “Divina”. Tanto el ritmo como la letra son distintos pero la canción es la misma. Por cierto, Auserón dedicaría este tema a su querida amiga Olvido Gara, “Alaska”.

Subidos a la cima del éxito y con un Bolan cuya creatividad no tenía fin, salían a disco por año, por lo que en 1973 publicarían su siguiente trabajo, titulado “Tanx”, que aunque con un éxito ligeramente inferior también se convertiría en uno de los mejores discos de ese año.

tanx

Con sólo ver la portada podemos comprender lo que era el glam-rock. Bolan se había convertido en el abanderado absoluto de este estilo y, a pesar de que siempre intentaba introducir algunas variantes en sus dicos, artistas como el mismísimo David Bowie se inspirarían en su imagen y su música para crear sus obras.

En “Tanx” se incluye una canción que a mi me encanta. Particularmente creo que es su mejor canción después de “Get It On”. Quien quiera entender cual es el sonido del glam-rock no tiene más que escuchar “Children Of The Revolution”, un tema que es el auténtico abc de este estilo. Guitarras potentes y pesadas y esos maravillosos coros ern falsete. Una joya espectacular.

A estas alturas de la película, T.Rex ya se habían convertido en uno de los grupos de referencia del momento y una de las bandas más respetadas y elogiadas, por lo que no es de extrañar que otros artistas no solamente intentaran imitarlos o, cuanto menos, inspirarse en su música, sino que algunos de ellos se darían el gustazo de colaborar con el grupo en la grabación de algunas de sus canciones.

Una de estas colaboraciones de lujo vendría de la mano del líder indiscutible de la Electric Light Orchestra, Jeff Lynne, que prestaría las notas de su guitarra en otro de los temas destacados de este disco, otro de los temas emblemáticos de T.Rex. Estoy hablando de “Solid Gold Easy Action”.

El éxito se había convertido en su eterno compañero, pero eso no quitaba para que empezaran a aparecer las primeras diferencias entre los miembros del grupo, sobre todo entre Bolan y Finn, aunque de momento la sangre no parecía que fuera a llegar al río. Bolan siempre había dicho que no quería ser encasillado en un único estilo, a pesar de que se había convertido en el auténtico rey del glam-rock, por lo que quería ir introduciendo algunas variantes, algo que Finn y el resto del grupo no acababan de ver nada claro.

Mientras debatían sobre el camino a seguir en un futuro próximo, T.Rex seguían componiendo grandes canciones, convirtiéndose algunas de ellas en auténticos himnos de la época y con el paso de los años grandes clásicos del glam-rock. Dentro de “Tanx” se incluía una de las canciones que cumplían esas premisas.

Se trata de “20th Century Boy”, otra de esas canciones versionadas hasta la saciedad aunque ninguna de esas “imitaciones” tiene el genuino sabor glam de la original.

Estaba claro que la figura de Marc Bolan lo llenaba todo, y pese a que el resto de los componentes del grupo opinaran y reclamarn cierto protagonismo, el que tomaba las decisiones era él. Así las cosas, no deber resultarnos extraño que se saliera con la suya y el siguiente disco mostrara ciertas diferencias con lo realizado hasta ese momento.

De esta manera, en el año 1974 saldría al mercado el disco “Zinc Alloy Andt The Hidden Riders Of Tomorrow” (de vuelta a los títulos largos y rimbombantes), que pasa por ser el disco más “raro” de T.Rex y en el que se incluirían esas variantes que Bolan hacía tiempo tenía en su privilegiada mente.

zinc

Para empezar, este es el único disco que publicarían bajo el nombre de “Marc Bolan & T.Rex”, demostrando de alguna manera quien mandaba en el grupo. Tanto él mismo como sus compañeros de viaje tenían bien claro que sin su talento, su liderazgo y su carisma no serían lo que eran, por lo que a pesar de que seguían existiendo diferencias de criterio eran conscientes de que Bolan era el que mandaba.

Este nuevo disco tendría incluiría influencias de distintos estilos musicales, pero no perdería la esencia de siempre. De hecho, la canción que mayor éxito cosecharía sería la que más sabor glam tenía, concretamente “The Groover”.

El soul y el rhythm and blues tomarían bastante protagonismo en la mayoría de las canciones del disco, motivo por el cual la importancia de las chicas, la importancia de “The Cosmic Choir” dentro de la banda con sus voces de acompañamiento se haría bastante notable.

Las ventas de este disco descenderían notoriamente con respecto a sus anteriores trabajos y las críticas de los entendidos en la materia no fueron demasiado buenas, ya que tacharon el disco como la excentridad de alguien que estaban empezando a perder el rumbo. En mi modesta opinión es un disco simplemente distinto, con algo menos de nivel de sus predecesores pero con algunas buenas canciones como, por ejemplo “Truck On (Tyle)”.

En algunas de las canciones los cambios pueden considerarse hasta “radicales”. Bolan quiso darle un aire de más calidad, llegar a más público y que fuese considerado como un gran músico capaz de moverse a la perfección en cualquier estilo. Lo cierto es que tenía potencial para hacerlo, pero sus fans no acabaron de entenderlo.

Sin duda alguna el tema más “evolucionado” de este disco es “Teenage Dream”, una canción en la que por primera vez en su carrera introducirían arreglos orquestales, dándole un nuevo enfoque a su música. En definitiva, algo radicalmente distinto al glam-rock pero que a mí me parece una grandísima canción.

Lo más curioso del caso es que pese a ser un disco que cosecharía peores críticas que sus anteriores trabajos serviría, como él mismo confesaría, para que el mismísimo David Bowie se inspirara a la hora de componer su gran trabajo “Young Americans”. La grandeza de Bolan era tal que hasta cuando conseguía un éxito menor marcaba la diferencia.

Sería entonces cuando irrumpiría en escena un personaje que se convertiría en fundamental dentro de la vida, la carrera y el destino tanto de Bolan como de T. Rex. Estoy hablando de Gloria Jones, la novia del cantante, a la que muchos responsabilizan de esos cambios a la hora de hacer música por parte de su prometido, como si de una aprendiz de Yoko Ono se tratase, y parte importante del trágico final que se estaba avecinando como veremos más adelante.

Influenciado por su novia o no, Bolan publicaría su siguiente disco dándole una vuelta más de tuerca a los cambios, absorvido en gran parte por el soul psicodélico que triunfaba en Estados Unidos por aquella época. El resultado sería el que está considerado como el trabajo más flojo de la carrera de T.Rex: “Bolan’s Zip Gun”.

bolan-s-zip-gun-cover

Poco a poco T.Rex se habían indo convirtiendo en la figura de Marc Bolan con el simple acompañamiento de los restantes miembros del grupo. No había más que ver las portadas de sus discos, en las que únicamente aparecía su figura y, como guinda, el título de éste último trabajo. Marc Bolan lo acaparaba todo.

Cuanto menos era curioso que justo cuando Bolan se había convertido en el auténtico rey del glam-rock es cuando más se estaba apartando de ese tipo de música. Él siempre tuvo una personalidad bastante peculiar, no se casaba con nadie, hacía lo que le apetecía en cada momento y en ese instante le apetecía hacer cosas como este “Light Of Love”.

El abandono a sus habituales señas de identidad les pasaría factura y “Bolan’s Zip Gun” obtendría unos resultados bastante flojos tanto en ventas como de críticas. Los comentarios de los críticos especializados en la materia hablaban de que la fórmula se había agotado y de que Bolan había perdido de alguna manera la esencia que le había llevado a convertirse en una gran estrella.

Una de las pocas canciones que todavía mantendría el sonido de siempre sería “Solid Baby”, un tema escondido entre el resto de los que formaban el disco y que ni tan siquiera sería publicado como sencillo. Los tiempos estaban cambiando, por lo menos para T.Rex.

Tras este batacazo, Bolan y los suyos se darían cuenta de que tenían que volver al sonido de siempre, por lo que se pondrían manos a la obra para grabar su siguiente disco bajo esas premisas, el cual saldría al mercado en el año 1976 bajo el título de “Futuristic Dragon”.

futuristic

La recuperación de su estilo llevaría a este nuevo disco a recuperar bastante del terreno perdido con la publicación del anterior trabajo. Estaba claro lo que su público esperaba de ellos y aunque no tendría la trascendencia de sus mejores tiempos, “Futuristic Dragon” se convertiría en el inicio del retorno a su buena música glam.

Hablo de “inicio del retorno” porque sería en el siguiente disco cuando volveríamos a encontrarnos con los T.Rex de siempre. En “Futuristic Dragon” todavía había algunas variantes, aunque el sonido era mucho más reconocible. Las guitarras no sonaban todavía con la contundencia habitual, mostrando un sonido más cercano al rock & roll clásico, dejándonos, eso sí, grandes canciones como “New York City”.

Antes os hablaba de que las chicas de “The Cosmic Choir” habían ido adquiriendo mayor protagonismo dentro de la música del grupo con sus voces de acompañamiento. En mi modesto entender, esa es la principal razón por la que en determinados momentos el sonido del grupo evolucionó hacia otros estilos. Dar cabida a sus voces requería de algún modo cierta suavización en las melodías.

Si hay un trabajo en el que fueron capaces de encontrar el equilibrio perfecto, la mezcla idónea de los coros y su música, es éste, dejándonos canciones tan especiales y originales como es “Dreamy Lady”, mi preferida del disco.

Sería al año siguiente cuando se produciría el retorno total y absoluto al glam-rock que tantos y tantos buenos momentos, tantos y tantos éxitos les había proporcionado. Así pues, en el año 1977 aparecería en el mercado “Dandy In The Underworld”, el que iba a convertirse en el último disco de la carrera de T.Rex.

dandy_in_the_underworld-frontal

Como era de esperar, sus fans recibirían con gran entusiasmo este nuevo disco con el sonido que tanto les había encandilado no hacía demasiados años. Sus ventas subirían considerablemente, las críticas volverían a ser bastante buenas y algunos de sus sencillos volverían a ocupar los primeros puestos de las listas tanto americanas como europeas. T.Rex habían vuelto a la senda que nunca debieron abandonar.

Uno de esos sencillos sería “Laser Love”, la que podría considerarse como su canción más glam-rock desde 1973 cuando publicaron “Tanx”. Hubo que esperar cuatro años pero merecería la pena.

Con la publicación de este disco su popularidad volvió a subir como la espuma y sus actuaciones en directo recuperarían el encanto y la espectacularidad de siempre. El disco volvía a tener canciones de esas que se escuchaban una y otra vez en las emisoras de radio, como la que viene a cotinuación.

Se trata de “I Love To Boogie”. Es curioso, son bastantes las canciones de T.Rex que incluyen en su título la palabra “boogie”. Bolan siempre mostró una gran admiración por artistas como Jerry Lee Lewis o Little Richard, artistas míticos influenciados por ese estilo musical, motivo por el cual no es de extrañar esa pequeña “obsesión” por esa palabra.

Nadie podía sospechar que “I Love To Boogie” iba a ser el último éxito de la carrera de T.Rex, la cual iba a verse trágicamente truncada a finales del año 1977 tras un fatal accidente.

Bolan era un enamorado de los coches, aunque no tenía permiso de conducir ya que al mismo tiempo le daban bastante miedo. Una tarde, viajando en automóvil junto a su novia Gloria Jones que era la que conducía, un defecto en uno de los neumáticos provocaría que la conductora pediera el control del coche y terminaran chocando contra un árbol. Gloria saldría ilesa pero, desgraciadamente, Bolan fallecería en el acto. Desaparecía una de las figuras más imortantes de la historia de la música moderna cuando no contaba ni treinta años de edad, alcanzando desde ese mismo instante la categoría de auténtico mito.

La muerte de Marc Bolan supondría la disolución inmediata de T.Rex. A ninguno del resto de los componentes del grupo se le pasaría siquiera por un momento por la cabeza la posibilidad de intentar seguir sin él. Todos eran conscientes que T.Rex dependía casi en exclusiva del cantante y con su trágica desaparición, el mejor tributo que podían ofrecerle era la de cerrar definitivamente su trayectoria.

Con el paso de los años, T.Rex adquiriría la categoría de banda maldita, ya que Bolan no sería el único integrante del grupo que fallecería de manera trágica. Steve Peregrin Took fallecería en el año 1980 atragantado con una cereza tras un masivo consumo de alcohol y drogas a los que estaba enganchado. Mickey Finn, que se convertiría en músico de sesión tras la desaparición del grupo, fallecería en el año 2003 también víctima de su alcoholismo. Por su parte, en el año 1981 se produjo el fallecimiento de Steve Currie en las mismas circunstancias que las del de Marc Bolan, tras un accidente de tráfico.

Con maldición o sin ella, lo que está claro es que T.Rex y, sobre todo Marc Bolan, fueron fundamentales para que la música de rock evolucionara de la manera que lo hizo. Sin ellos, sin Bolan, la música sería menos música.

Hasta la próxima, Graminoleños.

JUAN JOSÉ GOMARIZ

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s